Falafel

Las mejores recetas de falafel

Falafel de lentejas

Falafel de lentejas

Las legumbres son muy consumidas en todo el mundo, especialmente en el mundo árabe, con las que se hacen un montón de elaboraciones diferentes como sucede con los garbanzos y el falafel, pero esta elaboración también puede hacerse con otras legumbres como por ejemplo las lentejas, muy apreciadas en la cocina árabe y asiática, especialmente en la India.

Si te gusta el falafel y quieres probarlo de otra forma, te ofrecemos la receta del falafel de lentejas y para ello necesitarás los siguientes ingredientes:

  • 300 gramos de lentejas.
  • 2 cebollas medianas.
  • Aceite de oliva virgen extra.
  • 4 dientes de ajo.
  • Una cucharadita de comino.
  • Perejil fresco recién picado.
  • Sal y pimienta negra recién molida (al gusto)
  • Medio sobre de levadura en polvo.

Modo de elaboración

El día antes de hacer esta receta tendremos que poner las lentejas en remojo para tenerlas preparadas. Cuando haya pasado el tiempo suficiente tendremos que eliminar el exceso de agua que puedan tener.

Como son pequeñas se pueden poner en un escurridor de pasta de esos de metal en forma de cono o incluso dentro de un paño de algodón limpio.

Mientras dejamos que recudan las lentejas, picaremos muy fino la cebolla y los ajos y para ello lo mejor es meterlo en la picadora, procurando eliminar el exceso de líquido que suelta la cebolla porque puede afectar a la consistencia de este falafel.

Echaremos la cebolla y el ajo bien picado en un bol grande y después pasaremos las lentejas por la picadora hasta conseguir una pasta uniforme. Después agregaremos el comino, la levadura y salpimentaremos al gusto.

Después mezclaremos todo con las manos para asegurarnos de que todos los ingredientes se mezclan correctamente. Dejaremos reposar unos 45 minutos para que la levadura haga su trabajo.

Pondremos una sartén a calentar con aceite de oliva virgen extra y mientras vamos haciendo las bolas de falafel, no demasiado grandes y las achataremos un poco por los lados e iremos friéndolas en aceite caliente durante unos cinco minutos cada bola y las iremos sacando en un plato o bandeja con papel absorbente para eliminar al máximo el exceso de aceite.

Cuando estén todas listas, las podremos servir en platos individuales y acompañarlas por alguna salsa o una buena ensalada.

Consejos

En caso de que la masa que hayamos hecho no tenga una buena consistencia y quede demasiado blanda, podemos corregirla incorporándole un poco de harina hasta que consigamos dejarla correctamente.